vicios.es.

vicios.es.

Fumar durante el embarazo: ¿qué riesgos conlleva?

Introducción

El tabaquismo es considerado como una de las adicciones más peligrosas en todo el mundo, existen varios efectos en la salud física y mental del ser humano, pero hoy me quiero enfocar en el riesgo que representa fumar durante el embarazo.

¿Qué es el tabaquismo?

El tabaquismo es una enfermedad crónica provocada por la adicción al tabaco. Consiste en la inhalación de humo del tabaco, el cual contiene una gran cantidad de sustancias químicas que son perjudiciales para nuestra salud. El fumar durante el embarazo es un tema de suma importancia debido a los riesgos que conlleva.

Riesgos para el feto

El tabaquismo durante el embarazo puede dañar seriamente al feto, entre los riesgos que presenta se encuentran:

  • Retraso en el crecimiento
  • Bajo peso al nacer
  • Parto prematuro

Estas son consecuencias graves que pueden afectar la salud del bebé y su futuro desarrollo.

Riesgos para la madre

Además de los riesgos que representa para el feto, fumar durante el embarazo también puede tener consecuencias negativas en la salud de la madre, como:

  • Multiplicar por dos el riesgo de aborto espontáneo
  • Infecciones respiratorias y urinarias
  • Mayor riesgo de sufrir preeclampsia
  • Partos prematuros
  • Mayor riesgo de muerte súbita infantil

Es importante destacar que fumar durante el embarazo también puede aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, cáncer y enfermedades respiratorias.

Perjuicios en la lactancia

El hábito de fumar también puede afectar la producción de leche materna, repercutiendo en la salud del bebé. Además, se ha demostrado que fumar durante la lactancia puede afectar el tiempo que toma el bebé para dormirse y también aumentar su irritabilidad.

¿Por qué es importante dejar de fumar durante el embarazo?

Aunque usted decida fumar una cantidad moderada durante el embarazo, el riesgo para su bebé sigue siendo significativo. Dejar este hábito en el momento en que se enteró de su embarazo o antes de quedar embarazada, es lo mejor para su salud y la del bebé. Aquí te presentamos unas cuantas maneras para dejar de fumar:

  • Deje de fumar de forma gradual, reduciendo la cantidad de cigarrillos diarios.
  • Establezca objetivos de abstinencia, no fumes durante el trabajo, solo saliendo o en momentos específicos durante el día.
  • Busque el apoyo de un profesional médico, ellos pueden guiar y apoyar durante el proceso.

Conclusión

Fumar durante el embarazo es una práctica que puede traer graves consecuencias para la madre y el feto, como parto prematuro, bajo peso al nacer y problemas respiratorios. Por otra parte, puede aumentar el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, cáncer y enfermedades respiratorias. Dejar de fumar es lo mejor para tu salud y la de tu bebé. Si estás teniendo dificultades para dejar el hábito, busca la ayuda de un médico especialista.